Por María Pérez Fernández

Las bandas de música son un componente esencial en las festividades religiosas del pueblo español, pues suponen una muestra de nuestra identidad desde el siglo XIX. Es por ello, que las bandas tienen gran importancia en la cultura española, no solo por la antigüedad que poseen, sino también porque conforman una labor educativa y de difusión musical. A su vez, tienen un papel muy importante dentro de nuestra sociedad, pues existe un gran número de músicos, ya sean profesionales o aficionados, que darán lugar a la constitución de grupos cohesionados de personas que crearán una identidad en la que se sienten integrados y toman parte dentro de nuestra cultura. Estos grupos provocarán la creación de formaciones musicales de distinta índole: bandas de palio, bandas de cornetas y tambores o agrupaciones musicales y serán diferenciadas por características musicales (sobre todo en base a los instrumentos que las conforman) y por su uso dentro de las procesiones.

Estas formaciones musicales tienen su origen en las bandas militares, ya que dentro del ejército existía una cuadrilla de músicos militares destinados al aprendizaje de diferentes obras musicales para su interpretación en distintos eventos de la institución. Dentro de esas obras, el género más estudiado será el de las marchas o himnos que estaban destinadas para la “marcha” o movimiento del batallón. Esto supone que en la gran mayoría de formaciones bandísticas su plantilla estuviera formadas única y exclusivamente por hombres, pues muchos de los salidos del servicio militar comenzaron a crear nuevas bandas. Un ejemplo de estas formaciones militares masculinas sería la Banda de Guerra de la Brigada de La Legión:

 

Por tanto, desde sus orígenes las bandas han estado compuestas por hombres desempeñando las distintas funciones que se desarrollan dentro de estas: instrumentistas, directores musicales o presidentes de la formación. Aun así, es cierto que contaban con la presencia de la mujer, pero en la mayoría de los casos desde la retaguardia solo ocupando el papel de las llamadas “aguadoras” (las encargadas de abastecer de agua, y a veces algo de alimento, a los integrantes en sus desfiles).

 

Con el paso de los años, las mujeres han comenzado a sentirse más atraídas por su incorporación de manera mucho más activa. En el caso de las bandas de palio, la inclusión de mujeres ha sido más temprana y ha estado favorecida por la formación musical previa en conservatorios en los distintos instrumentos que las conforman y, por otro lado, en las bandas de cornetas y tambores y las agrupaciones musicales, las mujeres han emprendido un camino interpretativo, muchas veces sin formación musical previa, pasando a formar parte sobre todo de los instrumentos de viento que realizan el acompañamiento musical. Aún así, cada vez hay más mujeres que forman parte de la voz principal de estas formaciones ocupando el puesto de corneta primera, es decir, realizando la melodía y no el acompañamiento.

Amadora Mercado Pérez. Recuperado de la página web de la banda filarmónica “Oliva” de Salteras https://laolivadesalteras.com/directora/

Es así como cada vez se hacen más presentes las mujeres dentro de las bandas, llegando incluso a formar parte de la directiva de alguna de ellas. Como es el caso de Amadora Mercado Pérez, quien actualmente es la directora de la banda filarmónica de la “Oliva” de Salteras (Sevilla) y ha sido la primera mujer en dirigir una banda procesional de la Semana Santa sevillana o Juana Martínez de la Hoz, primera mujer directora de la banda municipal de Jaén. Ambas mujeres pasarán a la historia por ser pioneras en la dirección musical de bandas de palio y gracias a ellas se ha abierto el camino a futuras mujeres que, con total seguridad, las tendrán como referentes en carrera musical bandística.

Para saber más…

  • Chinchilla Pérez, José Carlos. “La “otra” banda de música: La contribución de las bandas de música a la promoción de la igualdad de género”. Ascensión MAZUELA-ANGUITA, dir. Trabajo Fin de Máster, Universidad de Granada, Máster en Patrimonio Musical, Granada, 2021.
  • Galiano Díaz, Juan Carlos. La creación de la marcha procesional granadina en la segunda mitad del siglo XIX, Granada: Ayuntamiento de Granada, 2020.
  • Martín Rodríguez, Luis Carlos. “La imagen de Andalucía en la música cofrade”, en García Gallardo, F. J y Arredondo Pérez, H (Coords.), Andalucía en la Música: Expresión de comunidad. Construcción de identidad. Sevilla: Fundación Pública Andaluza, 2014.

Interacciones con los lectores

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *