Por Carmen Martínez Alcolea

Betty Davis en 1975, imagen realizada por Gilles Petard

Polémica, transgresora y subversiva, son tres palabras que describen a la perfección la labor compositiva de Betty Davis, una de las primeras mujeres negras responsables de producir, interpretar y arreglar su música. Su recorrido como artista fue corto, y estuvo marcado por la censura y las duras críticas que la desplazarían a las sombras de las que, unos cuarenta años después, comenzaría a resurgir (Chang, 2017)

El camino que llevó a la aparición de la obra de Davis, enmarcada en la década de 1970 en Estados Unidos, es vasto y complejo, y habríamos de remontarnos al año 1865- cuando se abolió la esclavitud en el país- para comprenderlo. Con ello, la música interpretada por la comunidad afroamericana abrió sus fronteras temáticas, y alrededor de los años 20 del siglo XX, compositoras como Bessie Smith comenzaron a plasmar en sus letras sentimientos de amor y sexualidad, desafiando la posición social que se esperaba que debían ocupar. (Davis, 1998)

Esto influyó en el desarrollo de la música de Davis, cuyo estilo y discurso estuvieron marcados, además, por una serie de acontecimientos coetáneos a su nacimiento como artista. El asesinato de Martin Luther King, y la consiguiente radicalización del Movimiento por los Derechos Civiles, el nacimiento del género funk, y el auge del afrofeminismo, (Greene, 2013) son sucesos que ayudan a comprender el sonido sucio de su música y la temática de muchas de sus composiciones, en las que abunda la representación de mujeres en control de su sexualidad. Pero, si esto último fue un tema recurrente en la música de la época, (Keyes, 2013) ¿Cuál fue la razón por la que su obra estuvo sometida a esa profunda crítica?

No solo su etnia y su género fueron factores que jugaron en contra de su éxito como artista. El eclecticismo de sus composiciones hacía imposible encasillarlas dentro de un género musical, lo que no gustó a la crítica, que consideraba que la música de Davis era demasiado negra para ser rock, pero demasiado dura para identificarse con el soul. (Keyes, 2013) Esto se debe a que, a lo largo de sus cinco discos, la artista consiguió conjugar elementos del funk, del rock, del blues y del soul, creando un estilo personal sin precedentes. En sus composiciones conviven la predominancia de la línea de bajo eléctrico, que emplea técnicas características del funk como el slap, los riffs de guitarra cercanos al rock de Jimi Hendrix, y una voz que se mueve entre el rock más duro y un soul suave. Además, en ocasiones emplea compases propios de la música blues. Todo ello muestra una gran versatilidad que estuvo lejos de ser comprendida durante sus años de actividad.

A continuación, adjunto dos ejemplos que ilustran este eclecticismo musical:

Dedicated to the press (Davis, 1975)

You and I (Davis, 1975)

El carácter explícito de sus letras fue otra de las razones por las que su éxito se vio entorpecido. Davis encarnó la imagen de una mujer sexualmente disponible, y tanto ella como aquellas sobre las que cantaba, mostraban sentirse cómodas con ello. If I´m in luck I might just get picked up, publicada en el año 1973, es un ejemplo de esto. Esta y otras canciones que manifiestan tal empoderamiento fueron condenadas por la NAACP (Klein, 2017), que consideró que la postura de Davis denigraba a las mujeres afroamericanas. Esta es una opinión controvertida por diversos factores sociopolíticos y raciales, pues su contexto ofrecía oportunidades limitadas para este tipo de manifestaciones, que no se entendían como la expresión de la libertad individual que realmente eran. (Davis, 1998)

If I´m in luck I might just get picked up (Davis, 1973)

Betty Davis abandonó la música a finales de los setenta, y desde entonces, se mantiene en el anonimato. Estos últimos años, su obra ha sido redescubierta y tomada como referencia por artistas como Erykah Badú o Ice Cube. Aunque en su época su figura no haya tenido un alcance mediático tan alto como algunos de sus contemporáneos, tuvo una influencia de peso en la configuración del jazz fusión de Miles Davis, y en el estilo vocal de Prince (Mahon, 2011), una razón más por la que su obra ha de ser visibilizada, y su posición como artista, reivindicada.

 

BIBLIOGRAFÍA

  • BRACKETT, David (2001), «Funk», Grove Music Online.[En línea]<https://cutt.ly/1RhgUlL>  [Consultado el 19-10-2021]
  • CHANG, Jeff (2017) «A funk queen steps out of the shadows/Betty Mabry Davis set the standard with her sassy 70´s sound. Finally, she’s getting her due», [En línea]<https://cutt.ly/1RhhtLY>[Consultado el 19-10-2021]
  • COWIE, Del (2018), «Q&A: Betty Davis looks back at her fiery funk legacy», Now Toronto.[En línea]<https://cutt.ly/MRhhIk9>[Consultado el 19-10-2021]
  • DAVIS, Angela Y. (1998), Blues legacies and black feminism: Gertrude Ma Rainey, Bessie Smith and Billie Holiday, Nueva York, Pantheon Books
  • GREENE, Nikki A. (2013), «The Feminist Funk Power of Betty Davis and Renée Stout», American Studies, vol. 52, no. 4, págs. 57–76. [En línea] <http://www.jstor.org/stable/24589269> [Consultado el 19-10-2021]
  • JOSEPH, Peniel E. (2008), «Historians and the Black Power Movement», OAH Magazine of History, vol. 22, nº 3, págs 8–15. [En línea] <http://www.jstor.org/stable/25162180>[Consultado el 19-10-2021]
  • KEYES, Cheryl L. (2013), «”She Was Too Black for Rock and too Hard for Soul”: (Re)discovering the Musical Carreer of Betty Mabry Davis», American Studies, vol 52, nº4, págs 35-55.  [En línea] <http://www.jstor.org/stable/24589268> [Consultado el 19-10-2021]
  • KLEIN, Josua (2007), «Betty Davis», [En línea]<https://cutt.ly/hRhjCkU>[Consultado el 19-10-2021]
  • MAHON, Maureen (2011), «They say she’s different: Race, Gender, Genre and the liberated Black Femininity of Betty Davis», Journal of Popular Music Studies, 23, nº2, págs 146-165. [En línea] < https://doi.org/10.1111/j.1533-1598.2011.01277>[Consultado el 19-10-2021]
  • WANG, Oliver (2017), «The music and Mystique of Betty Davis», Vinyl me please magazine.[En línea]<https://cutt.ly/QRhjtBS>[Consultado el 19-10-2021]

 

DISCOGRAFÍA

  • DAVIS, Betty (1974), They Say I´m Different, Just Sunshine Records. [CD ROM]
  • DAVIS, Betty (1973), Betty Davis, Just Sunshine Records. [CD ROM]
  • DAVIS, Betty (1975), Nasty Gal, Island Records. [CD ROM]
  • DAVIS, Betty (1976), Crashin´from passion, Vine Records. [CD ROM]
  • DAVIS, Betty (2009), Is it love or desire. Just Sunshine Records. [CD ROM]

Interacciones con los lectores

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *