Por Lola Peña Fernández

 

Fotógrafo: Lucas Garrido.  Fuente: Giant Artists

A lo largo de la historia, la maternidad ha sido objeto de debate continuo en la sociedad y en el feminismo. Su pretensión de unificar las experiencias sin incluir todas las visiones y diferencias que enriquecen este proceso ha provocado que la mujer haya quedado vulgarmente reducida a un segundo plano objetual. Actualmente, la reivindicación de la “madre imperfecta” ha llevado a renombrar el proceso no solo fisiológico, sino emocional y psicológico, y a recuperar el derecho sobre su propio cuerpo. El cuarto disco de Halsey, If I Can´t Have Love, I Want Power, muestra su experiencia durante el embarazo y el parto de su hijo Ender Ridley y “los horrores y alegrías” que ha experimentado. Es, sin duda, una luz en el túnel de esta cuestión maternal, tan silenciada como denegada.

Publicado el 27 de agosto de 2021, If I Can´t Have Love, I Want Power es un relato en el que Ashley Nicolette Frangipane, mejor conocida como Halsey, muestra blancos, negros y grises de una realidad que le causó un gran impacto emocional. No es un álbum del embarazo y de la maternidad, sino un documento sobre las dinámicas de ser una mujer dando a luz desde la perspectiva de Halsey.

Compuesto por 13 canciones y 43 minutos, el álbum navega por diferentes estilos en los cuales su escritura es, en ocasiones, de una crudeza claustrofóbica y realista. A través del trip – hop (Lilith), pseudo – grunge (The Lighthouse) o folk (Darling), Halsey construye un universo oscuro donde “pide perdón, nunca permiso” y avisa de que “soy disruptiva, me han corrompido”.

En I am not a woman, I´m a god, Halsey canta sobre la estabilidad y el autosabotaje: «no soy una mujer, soy una diosa / no soy una mártir, soy un problema / no soy una leyenda, soy un fraude». La confusión que alberga la artista es fruto no solo de esos 9 meses de incertidumbre plena, sino de la situación epidemiológica que vive la sociedad actual. ¿Acaso no es lícito desconocer cuál es tu rumbo en una sociedad tan cambiante? Su sonido es puramente pop, aunque la influencia de los productores de Nine Inch Nails es perceptible en buen grado: el uso de sintetizadores y la percusión como metrónomo crean un ambiente de oscuridad y división, como si buscase representar la dualidad y la bipolaridad que sufre a través de la música y de la letra.

El videoclip, que precede a la película que acompaña al disco (enlace a la ficha) es una secuencia de imágenes que muestra un ritual, aparentemente relacionado con la maternidad, donde doncellas preparan a Halsey para el parto. La simbología romana y medieval está muy presente en la estética del videoclip, donde ser adorada y reverenciada es a la vez su maldición: estar encadenada a esa veneración. Ser mujer y dios a la vez.

 

La portada del disco, presentada en un vídeo grabado en el Museo Metropolitano de la Ciudad de Nueva York, es una reinterpretación de la Madonna “galactrotofusa” de Fouquet, como si de un vivo reflejo de la dicotomía entre “Virgen” y “Puta” se tratase. Tal y como menciona la artista, “la idea de que yo como ser sexual y mi cuerpo como recipiente y regalo para mi hijo son dos conceptos que pueden coexistir pacífica y poderosamente. Mi cuerpo ha pertenecido al mundo de muchas formas diferentes en los últimos años, y esta imagen es mi medio para recuperar mi autonomía y establecer mi orgullo y fuerza como fuerza vital para mi ser humano”. Sin duda, es un ejemplo de celebración de los cuerpos durante y después del parto, convirtiéndose en referente para conseguir la anulación de los estigmas sociales que llevan ahogando a la maternidad durante siglos.

La Virgen con el Niño y los ángeles (1452), Jean Fouquet (ca. 1420 – 1481). Pintura al óleo. Museo de Bellas Artes, Amberes. Cuadro renacentista de una Madona. Fuente: WikiArt.

 

If I Can´t Have Love, I Want Power puede convertirse en uno de los relatos contemporáneos más arriesgados de la actualidad, tanto por su propuesta audiovisual como por focalizar un tema tabú que ha dividido al feminismo y a la sociedad. Tal y como menciona Halsey en su entrevista con el periodista Zane Lowe, “son canciones que se han hecho en un momento en el que necesitaban ser escuchadas”.  Al igual que las mujeres, que deben ser apoyadas, escuchadas y tratadas sin prejuicios ni tabúes.

 

BIBLIOGRAFÍA

ALCALÁ, Inmaculada, “Feminismos y maternidades en el siglo XXI” en DILEMATA, año 7, nº18, 2015, págs. 63 – 81.

BLUM, Dani, “If I Can´t Have Love, I Want Power – Halsey” en Pitchfork, 26 de agosto de 2021, [https://pitchfork.com/reviews/albums/halsey-if-i-cant-have-love-i-want-power/]

EHRLICH, Brenna, “Halsey Reveals “Madonna and Whore” – Inspired Cover for “If I Can´t Have Love, I Want Power”” en Rolling Stone, 7 de julio de 2021, [https://www.rollingstone.com/music/music-news/halsey-if-i-cant-have-love-i-want-power-cover-1193787/]

KENNEDY, Mark, “Review: Halsey (Nine Inch) nails a terrific new direction” en AP NEWS, 25 de agosto de 2021, [https://apnews.com/article/entertainment-music-arts-and-entertainment-music-reviews-halsey-ff36210bc59069a248ab42e98f183e4f]

SIROKY, Mary, “With “If I Can´t Have Love, I Want Power”, Halsey Crafts Her Own Mythology” en Consequence Sound, 25 de agosto de 2021, [https://consequence.net/2021/08/if-i-cant-have-love-i-want-power-review-halsey/]

TEJADA, Álvaro, “If I Can´t Have Love, I Want Power” en Mondo Sonoro, 31 de agosto de 2021 [https://www.mondosonoro.com/criticas/discos-musica/halsey-if-i-cant-have-love/]

 

 

Interacciones con los lectores

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *