Por Ana González Flahavin

 

Walt Dizzie [@waltdizzie]. (6 de febrero de 2021). Blueprint. [Fotografía]. Instagram. https://www.instagram.com/p/CK8G_azhUA0/.
Wendy Carlos, pionera en la música electrónica, llevaba once años desaparecida; desde 2009 nadie sabía nada de ella. No fue hasta el verano pasado de 2020 que dio señales de vida en su propia página web. La pionera volvió para aclarar la verdad de la única biografía escrita sobre ella por Amanda Sewell, afirmando que nadie le había contactado ni entrevistado, y toda información era falsa e inventada. Siendo una mujer transgénero y una persona extremadamente privada, Carlos ha vivido la mayoría de su vida apartada de los focos. En 1979 salió del armario como persona trans en la revista Playboy y, a partir de entonces, sintió una gran necesidad de mantenerse alejada de los medios y del mundo público, privándola de posibles grandes colaboraciones y eventos.  Existía y sigue existiendo un gran rechazo hacia las personas trans, especialmente las mujeres, en todos los ámbitos socioculturales, como en la música. Y es por ello que muchas de ellas se mantienen en el anonimato, y no solo de manera forzada, sino también voluntaria. La música electrónica ha sido donde algunas de ellas han podido encontrar su lugar y su vía de expresión artística y corporal. Artistas como Sophie, Honey Dijon, Octo Octa, Ah-Mer-Ah-Su o Arca, son unos ejemplos de las que destacan dentro de este gremio que se ve cada vez más alejado del anonimato y más respetado. Para ver sus relaciones con este estilo de música, nos centraremos en dos de ellas: Sophie y Honey Dijon.

 

Una mirada hacia el futuro es lo que siempre ha guiado a la música de la productora, cantante y DJ escocesa, Sophie, fallecida trágicamente a comienzos de este año. Con ocho años comenzó a experimentar con la música electrónica, y de joven su padre le llevaba a raves para que experimentara lo que sentía uno al encontrarse en un entorno de sonidos nuevos y poco naturales. Gracias a la tecnología de la música electrónica, creaba música pop, hyperpop y experimental para expresarse a sí misma. En una entrevista dada en 2018 resaltó que “sentía que podía usar [su] cuerpo como más que un material, como algo mediante el cual expresar, y no pelear contra él, y ese fue el gran cambio que ocurrió” (Arte Tracks, 2018). La artista escocesa defendió que “lo trans es tomar control de que tu cuerpo esté en línea con tu alma y espíritu, para que ambas no estén en conflicto e intentando sobrevivir […] significa que no eres ni madre ni padre – eres un individuo que mira y siente el mundo”. Con sus producciones demuestra lo que es capaz la música electrónica de hacer, la posibilidad que otorga de generar cualquier tipo de sonido y textura, y cómo con ella intenta expresar su identidad (Juzwiak, 2018).

 

Honey Dijon es otro ejemplo de mujeres trans que han visto en la música electrónica un medio para expresarse y liberarse. Para ella en la cultura electrónica, “se trataba de tener espacios seguros para que los gays y transgénero pudieran ser quienes son” (Roberts, 2020). Dijon es una DJ de música house y techno de Chicago que lleva activa profesionalmente desde la década de los 90 del siglo pasado, pero desde muy pequeña siempre había sentido un acercamiento a la música. Además, siendo una mujer negra se ha visto aún más ignorada por la industria y las audiencias. Según ella, “las personas racializadas y queer, tienen un sonido particular que es muy emocional y espiritual. No [dice] que lo que haga otra gente no lo sea, pero hay un cierto sonido y una cierta técnica y emoción que viene de la música disco y house temprana” (Wray, 2017). Con su música busca difundir y dar visibilidad a la realidad del origen de esta música: una subcultura clandestina, en su momento, con más de 30 años fundada por personas queer y racializadas (Matos, 2016).

 

Quizá el apego a la música electrónica por parte de este colectivo se debe a un intento de alejarse de todo aquello que venía antes y sus asociaciones. Una búsqueda de nuevos sonidos y tecnologías rompe con músicas hegemónicas que pertenecen a colectivos hegemónicos, pudiendo así forjar su camino hacia una mayor visibilidad.

 

Bibliografía

Arte TRACKS. (26 de octubre de 2018). SOPHIE: the producer taking pop to the future (English Version / Interview) | Arte TRACKS [Archivo de Video]. Youtube. https://www.youtube.com/watch?v=2ifh0tDrwBA&ab_channel=ArteTRACKS.

 

Juzwiak, R. (15 de junio de 2018). SOPHIE on Her New Album, Old Disco, and Expressing Trans Identity in Music. Jezebel. Recuperado el 15 de noviembre de 2021 de https://jezebel.com/sophie-on-her-new-album-old-disco-and-expressing-tran-1826863700.

 

Matos, M. (23 de noviembre de 2016). electronic dance music. Encyclopedia Britannica. Recuperado el 15 de noviembre de 2021 de https://www.britannica.com/art/electronic-dance-music.

 

Moran, J. (18 de junio de 2018). SOPHIE’s Whole New World. PAPER Magazine. Recuperado el 15 de noviembre de 2021 de https://www.papermag.com/sophie-pride-2579165152.html?rebelltitem=51#rebelltitem51.

 

Roberts, J. (31 de marzo de 2020). Género y transgénero. Electrónica en uno. DJmag. Recuperado el 15 de noviembre de 2021 de https://djmag.es/genero-y-transgenero-electronica-en-uno/.

 

Rogers, J. (11 de noviembre de 2020). ‘She made music jump into 3D: Wendy Carlos, the reclusive synth genius. The Guardian. Recuperado el 15 de noviembre de 2021 de https://www.theguardian.com/music/2020/nov/11/she-made-music-jump-into-3d-wendy-carlos-the-reclusive-synth-genius.

 

Wray, A. (18 de septiembre de 2017). Meet, Mate, and Create: The Life of Honey Dijon. Ssense. Recuperado el 15 de noviembre de 2021 de https://www.ssense.com/en-us/editorial/music/meet-mate-and-create-the-life-of-honey-dijon.

Interacciones con los lectores

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *